Saltar al contenido

Moringa para Adelgazar: Pierde peso con este Quemador de Grasa Natural

newwebstar thumbnail

La demanda de suplementos para perder peso de forma natural sigue creciendo y las plantas como la moringa oleífera están en auge en lo que se refiere a alimentos para adelgazar.

La industria cosmética y de la alimentación saludable están logrando avances en el campo de la medicina y han empezado a introducir la planta de la moringa entre sus productos. Hoy en día, la moringa se puede encontrar como ingrediente en acondicionadores de pelo, cremas faciales y suplementos para perder peso.

Las hojas de moringa son una excelente opción a incluir en ensaladas y otras recetas saludables con el fin de seguir una dieta sana y equilibrada. Las excelentes propiedades nutricionales y los numerosos beneficios para la salud que aporta el árbol de la moringa han hecho que la popularidad de este vegetal no haya parado de crecer en los últimos años.

Originaria de las laderas del Himalaya, en la India, la moringa siempre ha sido un ingrediente importante en la medicina tradicional de las regiones donde crece. Según la industria de la medicina natural y a numerosas investigaciones llevadas a cabo, la moringa presume de curar y aliviar los síntomas de más de 300 enfermedades, y aún quedan estudios por llevar a cabo para determinar más aplicaciones beneficiosas en el cuerpo humano.

La moringa para adelgazar

Un detalle importante que debes conocer es que, aunque esta planta se utilice en suplementos y recetas dietéticas, no te hará adelgazar por sí sola. Debe ser incorporada en un estilo de vida equilibrado, con ejercicio regular. Sólo en ese caso, la moringa te ayudará a perder peso.

Por qué la moringa sirve para adelgazar

Sus nutrientes reducen los antojos

La moringa tiene un valor nutricional altísimo. Aporta más calcio, vitaminas A y C y proteínas que alimentos tan conocidos como las zanahorias y la leche. Estos nutrientes aportan energía al cuerpo de forma sostenible y contienen nuestras ansias de comer alimentos altos en calorías y pobres nutricionalmente.

Los antojos son la manera que tiene nuestro cuerpo de expresarse cuando necesita algún tipo de nutriente. Si tienes antojo de zumo de naranja o frutas es que tu cuerpo necesita más vitamina C y fibra. Si tienes antojo de comida basura, es probable que necesites más carbohidratos, azúcares y grasas.

Los alimentos procesados y la comida basura generan picos de azúcar en la sangre. Estos picos dan lugar a un aumento de la energía, que normalmente deriva en fatiga. También te habrás dado cuenta que, después de ingerir comida basura, la sensación de hambre aparece más rápido.

Por el contrario, la comida saludable aporta al cuerpo una liberación regulada de azúcares buenos que mantienen los niveles de energía estables y reducen la fatiga. Cuando empiezas a alimentarte de forma saludable, el cuerpo suele confundir la reducción de los picos de insulina con la falta de azúcar y manda una señal a tu cerebro para que comas alimentos que en realidad no necesitas. Controlar el ansia de tomar alimentos calóricos, grasos y dulces es la parte más difícil cuando se está intentando adelgazar. Además, cambiar de una dieta pobre e hipercalórica a una dieta saludable y equilibrada va a generar estas ansias porque el cuerpo se debe adaptar a las nuevas fuentes de energía.

Beneficios y Propiedades de la Planta Moringa. Descubre para qué sirve!

Pero no te preocupes, tengo una buena noticia para ti:

Si es con moderación, puedes seguir comiendo comida basura.

Algunas dietas sugieren que aplicar a la práctica el llamado ‘cheat day’ (día trampa) o ‘cheat meal’ (comida trampa) una vez a la semana es bueno para reducir los antojos y aumentar la fuerza de voluntad para seguir llevando a cabo una dieta saludable.

Al ser una buena fuente de energía, la moringa ayuda a reducir tus antojos. Además, al no generar picos de insulina, facilita la eliminación de grasa.

Retención de líquidos y pérdida de peso

La retención de líquidos es un tema que suele ser complicado en casi todas las dietas y muchas veces cuesta solucionar. Los líquidos que se acumulan en el cuerpo dan lugar a una sensación desagradable de hinchazón. Normalmente, la causa es porque no se bebe agua suficiente y el cuerpo tiende a retenerla porque necesita prevenir deshidratarse y no sabe cuándo volverá a recibir agua.

Seguro que en alguna ocasión has visto personas que se ejercitan con fajas abdominales o con demasiada ropa para estimular la sudoración y así expulsar el agua de su cuerpo. Este tipo de soluciones son inefectivas y duran hasta que vuelvas a beber agua o a comer. Además, también son peligrosas.

La solución más fácil y más sana de resolver el problema de la retención de líquidos es beber mucha más agua. Si consumes más agua, el cuerpo recibirá un flujo constante de agua, por lo que no necesitará acumularla. Más agua expulsará las toxinas del cuerpo y reducirá tu peso.

El extracto de hoja de moringa y el polvo de moringa han demostrado ser beneficiosos para aquellos que intentan eliminar la retención de líquidos. Se cree que sus efectos positivos se deben a las propiedades antiinflamatorias de la planta. Además, el efecto diurético de la moringa también reducirá los porcentajes de retención de líquidos y aliviará la sensación de hinchazón.

La fibra de la moringa para adelgazar

La fibra es otra de las soluciones naturales para reducir los antojos y estabilizar el proceso de pérdida de peso. Los extractos de moringa son ricos en fibra, que normalmente se encuentra en las frutas y cereales. Una dieta alta en fibra reduce la absorción de grasa en los intestinos y ayuda a eliminarla, en vez de almacenarla.

Hay diferentes tipos de fibra, cada uno con un propósito diferente. La cantidad de fibra que consumas procedente de la moringa dependerá de en qué forma la consumas. Las hojas frescas, el polvo de hojas secas, el té y otros productos hechos a partir de la planta tienen diferentes cantidades de fibra, así como diferentes tipos:

Fibra insoluble: previene el estreñimiento y alivia los síntomas del síndrome del colon irritable y otros problemas digestivos. La puedes encontrar en semillas, panes y arroces integrales.

La Dieta de la Piña para Adelgazar en 5 Días

Fibra soluble: disminuye el colesterol y alimenta las bacterias del intestino. Un colesterol elevado es un grave asunto a tratar para cualquiera que tenga obesidad o problemas de peso. La fibra soluble está en la avena, los frutos secos y las manzanas, entre otros.

Metabolización de las grasas con semillas de moringa

Las semillas de moringa se encuentran dentro de las vainas de la planta, con una forma similar a las judías verdes. Las vainas y las semillas se utilizan en la cocina tradicional de muchas regiones familiarizadas con la planta. También se trituran para utilizarlas como condimento. Cuando están crudas, las semillas son blandas y tiernas, mientras que se vuelven duras cuando se secan. Son comunes en un amplio abanico de platos tradicionales.

Las semillas contienen un ácido oleico que fomenta la metabolización de las grasas saturadas en el cuerpo. Las grasas saturadas están muy presentes en la comida basura. Al metabolizar las grasas saturadas, el cuerpo puede procesarlas en vez de almacenarlas. Este proceso metabólico evitará la acumulación de grasa abdominal y reducirá el peso del cuerpo en general.

Estimula el metabolismo

Gracias a su alto contenido en vitaminas, la moringa estimula el metabolismo y ayuda a digerir los alimentos más rápido. También ayuda a eliminar las grasas a través de la aceleración del metabolismo.

Cuando una persona tiene un metabolismo lento, las grasas saturadas no se metabolizan ni se absorben de manera adecuada, por lo que se acumulan en el cuerpo. Esto da lugar a un aumento de peso que a su vez puede derivar en problemas serios de salud. El metabolismo humano utiliza la energía que aportan los alimentos para procesar los mismos alimentos, lo cual quema calorías. La moringa facilita el uso de dichas calorías para acelerar la digestión. Por lo tanto, esto demuestra que la moringa es un gran ingrediente para ayudarte a adelgazar, aunque sus efectos tengan un pequeño impacto.

La fibra de la moringa ayuda a reducir las ansias de comer y sus compuestos aceleran el metabolismo. Los investigadores y nutricionistas se basan en estos factores para validar el uso de la moringa como un suplemento para adelgazar.

El vegetal más saludable

Los vegetales como la espinaca o la col rizada con esenciales para llevar a cabo una dieta equilibrada que ayude a mantener un peso corporal idóneo. Pero de acuerdo a la USDA, la moringa también tiene un impacto positivo en la pérdida de peso. De hecho, es uno de los vegetales más saludables en lo que respecta a bajar de peso por las siguientes razones:

Índice glucémico

El índice glucémico es un valor numérico que releja los efectos de un determinado alimento en los niveles de glucosa en la sangre. La moringa tiene un índice glucémico bajo, lo que significa que el nivel de glucosa que libera en la sangre se mantiene dentro de unos límites deseables. Los alimentos con un elevado IG – como los dulces y la comida basura – generan picos elevados de insulina. Esto da lugar a aumentos de energía durante periodos cortos de tiempo, seguidos de largos periodos de fatiga. Son precisamente estos alimentos con IG elevado los que ralentizan el metabolismo y elevan las probabilidades de ganar peso.

Moringa: Beneficiosa para Madres Embarazadas y Lactantes

Baja en calorías

A la hora de perder peso, las calorías quemadas durante el día deben superar a las calorías consumidas. Para perder peso es necesario llevar a cabo una dieta baja en calorías combinada con ejercicios cardiovasculares.

Los vegetales de hoja verde son alimentos muy bajos en calorías y, por esta razón, son comunes en las dietas adelgazantes. Las hojas de la moringa proporcionan una sensación de saciedad, mientras que aportan un número de calorías razonablemente bajo, facilitando seguir una dieta saludable.

Maravilla nutricional

Las hojas de moringa tienen más de 90 nutrientes esenciales que son necesarios para el correcto funcionamiento del cuerpo. También contienen un gran número de minerales y vitaminas. Esto, en combinación con el elevado contenido en fibra y su poderosa capacidad antioxidante, deja bastante claro por qué esta planta se está popularizando tanto.

Por estas razones se utiliza también como fuente de alimento para combatir la malnutrición en los países subdesarrollados. Al ser tan fácil de cultivar, la moringa se está convirtiendo en la salvadora de muchas vidas en el tercer mundo.

La moringa como suplemento para quemar grasa

Si las verduras no son lo tuyo, puedes tomar moringa como suplemento en forma de polvo o cápsulas para sacarle partido a todos sus beneficios. Tomándola como suplemento de forma diaria como cualquier multivitamínico le sacarás partido sin tener que comer verde. Este suplemento se puede convertir en una fuente constante de vitaminas y nutrientes necesarios para tu cuerpo sin casi esfuerzo por tu parte.

Tomando tan solo unos gramos de polvo o unas cápsulas de moringa al día podrás igualar fácilmente las cantidades diarias recomendadas de nutrientes sin tener que comer grandes cantidades de vegetales.

Tu amiga para el gimnasio

El té de moringa, las hojas o suplementos hechos a base de la misma le dan al cuerpo todo lo que necesita para construir músculo de forma saludable. Los aminoácidos ayudan a reparar las células, acelerando los procesos de recuperación muscular.

Al poseer todos los aminoácidos esenciales, la moringa es una alternativa natural a los batidos de proteínas. Ayuda a fortalecer los músculos después del entrenamiento y estimula la síntesis de proteínas haciendo que el musculo de recupere más rápido.

Con todas estas ventajas, la moringa se está haciendo cada vez más conocida en el mundo nutricional y de la dietética.

Esta planta te ayuda a perder grasa, reduce la retención de líquidos, previene el colesterol elevado y los antojos de comida basura. Ya sean las hojas, las semillas o sus extractos, la moringa funciona para adelgazar.